Una vez tengamos la dirección del router (¿Cómo averiguo mi dirección IP privada?), accederemos aél mediante un un navegador de internet (Internet Explorer, Firefox, Google Chrome, Opera, etc…).

En nuestro navegador, debemos introducir en la barra de direcciones la dirección IP de nuestro router, por ejempo http://192.168.0.1.

Es importante que abramos esa dirección en la barra de direcciones y no que la busquemos en internet; si hacemos esto útlimo y estamos conectados a internet, nos aparecerá la típica página de nuestro buscador (Google por ejemplo) con los resultados de la búsqueda. Debemos asegurarnos de escribir en la barra de direcciones la dirección IP que hemos obtenido en el punto anterior.

Una vez que tengamos la dirección IP del router introducida en la barra de direcciones de nuestro navegador, pulsaremos la tecla [ENTER]; esto nos debería mostrar la página de identificación del router donde deberemos introducir el usuario y contraseña para poder acceder a nuestro router.

Cada fabricante tiene sus propios usuarios y contraseñas, siendo los más típicos:

  • Usuario: admin, Contraseña: admin
  • Usuario: admin, Contraseña: password.

No obstante, en el propio manual del router o en su base , se suele incluir los valores de fabrica y se incluyen estos valores.

Si no, como último recurso, podemos realizar una simple búsqueda en Internet por la marca y modelo de nuestro router para encontrar múltitud de respuestas con los valores predeterminados de identificación.

Una vez dentro del entorno de configuración del router son dos los apartados fundamentales a configurar:

  • Acceso a Internet: en este apartado configuramos los parámetros que permiten al router conectarse a internet a través de nuestro proveedor.
  • Acceso Inalámbrico (WIFI): en este apartado configuraremos los parámetros que nos permitirán conectarnos al router de forma inalámbrica (WIFI).

De nuevo, la configuración de cada router, dependerá del fabricante de los mismos. Aquí explicamos de forma general conceptos y términos que puedes encontrar entre las distintas opciones de navegación.

Configuración del acceso a internet

Para configurar el apartado de internet hay que tener en cuenta los siguientes datos:

  • La conexión a internet requiere Login (usuario y contraseña). Se debe indicar “SI” en el campo correspondiente
  • El tipo de conexión es PPPoE.
  • Nombre de usuario y contraseña: También deberemos indicar el nombre de usuario y contraseña; estos datos son diferentes para cada cliente y se le proporciona en el momento de la instalación o a través de las vías de contacto de las que disponen para comunicarse con nosotros.

Configurar el acceso inalámbrico

Lo siguiente que debemos configurar es nuestra red wifi. Los datos importantes en este apartado son los siguientes:

  • Nombre de la red (SSID en algunos routers): Este será el nombre que veremos en nuestros dispositivos cuando queramos buscar nuestra red WIFI. Aquí podemos poner el nombre que prefiramos.
  • Tipo de seguridad: Es MUY recomendable para evitar que alguien no deseado se conecte a nuestro WIFI y nos “robe” Internet, poner una contraseña a nuestro WIFI. Existen varios tipos de seguridad:
    • WEP: Hay que intentar evitar el tipo WEP ya que es un método de seguridad antiguo y fácilmente evitable.
    • WPA: Dentro del tipo WPA tenemos el WPA y el WPA2, siendo este último es más seguro y el que se deberá seleccionar en la mayoría de los casos. Si tenemos algún dispositivo antiguo que no se conecte a la red wifi con la configuración anterior, deberemos probar con el WPA ya que, aunque es menos seguro, es más compatible con dichos dispositivos.
  • Método de encriptación: Para mejorer aún más la seguridad de nuestra red, debemos indicar encriptar las comunicaciones, de forma que, aunque alguien consiguiera conectarse, no pudiera “escuchar” nuestrar comunicaciones porque estaría codificadas. Existen varios métodos de encriptación; seleccionaremos AES mejor que TKIP, pero vale para este parámetro lo dicho en el punto anterior: AES más seguro pero menos compatible con dispositivos antiguos.
  • Clave de la red. Es la contraseña que deberemos introducir posteriormente para conectarnos a la red. Se deja a la elección del cliente la clave que desea usar, aunque por seguridad se aconseja no usar claves fáciles de averiguar por alguien con acceso a nuestra información (DNI, nº de teléfono, fecha de nacimiento, dirección, etc..) ni claves sencillas como “123456789” o “password”. Lo mejor es una combinación de letras, mayúsculas y minúsculas, números y caracteres de puntuación (puntos, guines, comas, etc (todos esos arriba de las teclas númericas).  Las claves WAP deben tener un mínimo de 8 caracteres.

 

El resto de los parámetros se pueden dejar con sus valores por defecto.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Para encontrar más información, vea nuestra página de cookies.

  Acepto las cookies de este sitio.